miércoles, 19 de septiembre de 2018

IMM #21: Otoño 2018

 ¡Hola lectores!

Aquí estoy con un nuevo In my mailbox de septiembre. Ya ha empezado el curso y dentro de poco llegará el otoño, y por estas fechas siempre me entran ganas de retomar la lectura con fuerza después de un verano más bien vago. Aquí os dejo mis últimas adquisiciones y las que seguramente serán mis próximas lecturas:


La posada Shima, Sonia Lerones Losilla: este libro salió hace bien poquito y desde que lo vi me enamoré perdidamente. Tiene influencias de El castillo ambulante, libro que me encantó, y la sinopsis se me da un aire a El viaje de Chihiro, película de mi infancia. No veo el momento de ponerme con él y aunque las expectativas son altas, confío en que las cumpla.


Tierra de Ginseng, de Jeff Talarigo: este lo saqué de la biblioteca simplemente por su preciosa portada. Tiene pinta de ser una historia tranquila y sin grandes sobresaltos, además de que es más bien cortito.


Tres coronas oscuras, Kendare Blake: tenía bastantes ganas de leer este libro y cuando vi que lo tenían en la biblioteca no me lo pensé dos veces. La verdad es que pensaba que a pesar de ser fantasía juvenil me iba a gustar, pero no ha sido el caso. Pronto tendré la reseña lista.


Iqbal Masih: lágrimas, sorpresas y coraje: este libro me lo enviaron hará cosa de un mes y ya está leído, me queda terminar la reseña y seguro que será la próxima que publique. 

¿Qué os parecen? 

¿Los habéis leído?

sábado, 15 de septiembre de 2018

Reseña: El jardín de las brumas

Resultado de imagen de el jardin de las brumas tan twan engTítulo: El jardín de las brumas
Autor: Tan twan Eng
Editorial: Berenice
Número de páginas: 424
ISBN: 9788415441182
Precio: 6 €
Puntuación: 8,5

Tras su empeño en ayudar a enjuiciar a los criminales de guerra japoneses, Teoh Yun Ling, superviviente de un brutal campo de prisioneros japonés, busca consuelo a sus cicatrices entre las plantaciones de Cameron Highlands, la sierra central de Malasia, donde ella pasó su infancia. Desde antes de la guerra ya sabía que allí vivía el enigmático Nakamura Aritomo, que había sido jardinero del emperador de Japón. A pesar de su resentimiento con los japoneses, Yun Ling busca involucrar a Aritomo para crear un jardín en memoria de su hermana, Yung Hong, que murió en el campo de concentración. Éste se niega, pero acepta tomar a Yun Ling como aprendiz “hasta que llegue el monzón”. Luego ella podría diseñar su proyectado jardín. 
Apunté este libro en mi lista de pendientes sin tener ni idea de qué iba ni saber quién era el autor, pero fue ver esa portada tan preciosa y esa ambientación en Malasia, y no pude resistirme. Esta es una de esas veces en las que, afortunadamente, el interior resultar ser tan bello o más que el exterior. 

Este libro empieza con la jubilación de Yun Ling, una conocida jueza que ayudó a condenar a muchos criminales de guerra japoneses. A Yun Ling le han diagnosticado afasia, y decide volver a Cameron Highlands, en Malasia, y recordar los tiempos que pasó allí después de la guerra, cuando acudió a pedirle a Aritomo, un famoso jardinero japonés, que creara un jardín para su hermana fallecida. 

Narrado a dos tiempos, he de admitir que el principio de El jardín de las brumas se me hizo un poco confuso por ese cambio de presente y pasado, y sobre todo por el contexto histórico en el que se ambientaba. 
Nos encontramos en la península de Malaya y resulta que esta novela tiene una gran carga histórica. Tenemos diferentes momentos: la ocupación de Malaya por los japoneses durante la Segunda Guerra Mundial y la posguerra con las guerrillas comunistas, que tampoco fue un período tranquilo. Personalmente sabía más bien poco sobre el tema y tuve que informarme un poco en Wikipedia al empezar a leer el libro. 

Pero este contexto histórico es un telón de fondo para desarrollar la historia de dos personajes: Yun Ling, la única superviviente de un campo de trabajos forzados japonés y Aritomo, el antiguo jardinero del emperador japonés. Ambos llevan el peso de toda la novela y son personajes con un pasado tormentoso y lleno de secretos, personajes atormentados, llenos de luces y sombras y con muchas dobleces. A pesar de ese inicio que me descolocó un poco, rápidamente me atrapó la intriga que rodeaba a estos dos personajes y a partir de ahí ya todo fue sobre ruedas. Poco a poco vamos conociendo más sobre los protagonistas, y somos testigos de la indefinida relación que se va tejiendo entre ambos. 

Si tengo que describir este libro con una palabra, tendría que decir que es un libro hermoso. La pluma del autor es muy descriptiva, casi poética, con un toque melancólico y evocador
En El jardín de las brumas tiene mucha importancia el arte japonés de crear jardines, por lo que los paisajes y la naturaleza van a ser piezas clave en la historia. Así, tenemos un ambiente en el que están siempre presente las montañas, los campos de té, la jungla, la lluvia, las brumas del amanecer
También, sobre todo hacia la segunda mitad de la novela, empieza a tomar importancia el arte del tatuaje, y el autor demuestra una exhaustiva documentación también en este tema. 

Por último, decir que en este libro no pasas demasiadas cosas. Como ya he dicho, es una historia que se centra en los personajes y en sus fantasmas del pasado, así como en la naturaleza que los rodea. Aún así, no es un libro que se me haya hecho lento en ningún momento, todo lo contrario: es una lectura que me ha absorbido y me ha metido de lleno en ese ambiente triste y lleno de recuerdos. 

El jardín de las brumas  es un libro que a pesar de tener una trama lenta merece la pena leer porque cuenta con elementos maravillosos: personajes con mucha historia detrás, paisajes evocadores y una gran carga dramática.  

martes, 11 de septiembre de 2018

TTLG #27: Personajes femeninos "fuertes e independientes"



¡Hola lectores! 

Hace ya un tiempo que me ronda por la cabeza un tema del que quería hablar en el blog, pero no había tomado forma suficiente como para sentarme y escribir una entrada sobre ello. Hasta ahora.

Antes de nada, he de decir que últimamente he estado más desconectada de la literatura juvenil que antes, porque hay otros géneros que me llaman más la atención y que disfruto más. Sin embargo, hay una moda en este tipo de libros -sobre todo antes, puede que ahora se haya erradicado un poco- que me está empezando a tocar las narices: la manía de poner a una protagonista "fuerte e independiente".

No me malinterpretéis: me parece que este modelo de personaje no es malo en sí mismo y desde luego lo prefiero al de la damisela en apuros, pero hay ciertas cosas que me chirrían.
Para empezar, hay un cliché muy usado en literatura juvenil y es que la protagonista en cuestión es una malota que sabe pelear y patear el culo a los hombres, además de que no se preocupa por su aspecto ni por la ropa que viste -eso sí, luego son todas guapísimas y maravillosas-. Sin embargo, a menudo estas chicas tan fuertes y tan independientes luego pierden toda su personalidad cuando aparece el interés amoroso en cuestión y entonces todo su mundo pasa a girar en torno al galán. ¿De verdad son estas protagonistas tan "fuertes e independientes" como nos las pintan?

Resultado de imagen de princesas disney collage

Creo que un personaje femenino, igual que cualquier otro personaje, no necesita ser un hacha con la espada o con los puños para ser un personaje fuerte y que no dependa de un hombre. No es que solo haya dos categorías: o damisela en apuros o chica malota, sino que hay toda una gama de personalidades de por medio.

Una protagonista puede ser débil físicamente, puede preocuparse por su aspecto, puede ser femenina, enamoradiza y le puede gustar el rosa, y aún así puede ser un personaje fuerte y con personalidad, que sepa actuar por su propia cuenta y que, básicamente, no sea tonta de remate. Vamos, es que parece que la única manera que tenemos de crear un personaje femenino que se valga por sí mismo es que sepa artes marciales y sea anti-femenina, al estilo Katniss Everdeen, y no es así para nada.

Un ejemplo son los personajes de George R. Martin. Personajes como Cersei Lannister, Sansa Stark, Daenerys Targaryen o incluso la mujer roja no cumplen ese estereotipo y son unos personajazos. En fin, tal y como dice el propio autor, las mujeres simplemente son personas y la clave es crear personajes reales, tal y como se haría con uno masculino.

Y vosotros, ¿qué pensáis? 

viernes, 7 de septiembre de 2018

Película: A todos los chicos de los que me enamoré

Resultado de imagen de to all the boys i loved before movie
Título: A todos los chicos de los que me enamoré
Director: Susan Johnson
Guionistas: Jenny Han
Género: Romance, drama
Duración: 1h 39 min
Puntuación: 6

La joven Lara Jean Covey se ha dedicado durante toda su vida a escribir cartas a todos esos chicos con los que tuvo una relación fallida o ni siquiera consiguió tener algo. Todas esas cartas las guarda en una caja que solo ella conoce. Un día, todas esas misivas de amor (o desamor) son entregadas a los chicos a los que iban dirigidas misteriosamente. Ahora Lara tendrá que enfrentarse a sus amores pasados y a la reacción de ellos y de toda la gente de su alrededor que se entera.
A todos los chicos de los que me enamoré es una novela que había visto por muchos blogs y que tenía unas críticas muy buenas. Aunque no tenía intención de leer los libros, cuando me enteré de que habían sacado la película sí que me entraron muchas ganas de verla. 

Nuestra protagonista es Lara Jean, una chica de dieciséis años bastante inocente que escribe cartas a los chicos por los que ha sentido algo, pero nunca le ha enseñado esas cartas a nadie. Un día, esas cartas son enviadas y la vida de Lara Jean se pondrá patas arriba, sobre todo teniendo en cuenta que uno de los chicos en cuestión es el ex-novio de su hermana y su mejor amigo: Josh. 

Seamos claros: esta película es una adolescentada, típica película sobre los problemas de instituto y los amores de la adolescencia, pero no es mala ni estúpida, a pesar de caer en algunos clichés y de que la trama sea bastante predecible

Lara Jean es una protagonista que me ha gustado bastante. Esa inocencia, esa ternura y ese amor por las novelas románticas me ha gustado mucho, así como la lealtad hacia su familia y su relación con sus hermanas. No es una adolescente odiosa, ni mucho menos, aunque comete los errores propios de esa edad. 

La premisa de la que parte la película es original e interesante, a pesar de que llegado cierto punto toma un camino bastante más visto y se convierte en una película más, cuando podría haber sido algo distinto. De todas formas, es una película que tiene momentos muy cuquis. La relación de amor y cómo se va desarrollando me ha gustado bastante, y toca temas duros con una gran sensibilidad. 

A pesar de todo esto, y como ya he dicho, tiene clichés típicos de las películas americanas que ya cansan un poquito: la chica invisible que se enamora del chico popular, la ex-novia celosa que es una arpía, la mejor amiga que es maravillosa... y así todo. Además, en ocasiones los personajes me sacaban de quicio con sus comportamientos. Había dramas y malentendidos simplemente porque los personajes no hablaban o no se explicaban bien las cosas, o simplemente se enfadaban y se tiraban días sin hablarse por idioteces en lugar de intentar solucionarlo. Algo que pasa siempre en las películas americanas y que yo por más que lo intento, es un tipo de comportamiento que no logro entender. 


En resumen:  A todos los chicos de los que me enamoré es una película entretenida y que se disfruta si sabes lo que vas a ver, a pesar de que tampoco sobresale dentro de su género y que, al final, no ofrece nada demasiado original.
Resultado de imagen de to all the boys i loved before movie

martes, 4 de septiembre de 2018

Tag: Un libro, una película (#2)

¡Hola lectores!

Hace ya un tiempo publiqué este tag en el blog, en el que os recomendaba una película que se pareciera o me recordara a cierto libro. Me gustó bastante hacer esa entrada, y ahora os traigo la continuación, aunque ya os digo que me ha costado bastante encontrar las ideas: 



Un mundo feliz se ambienta en una utopía en la que la gente ya no tiene hijos de forma natural, sino que se diseñan mediante ingeniería genética. Gattaca también nos presenta un futuro distópico en el que la mayoría de la gente nace de esta manera, ya que suelen ser superiores genéticamente. Sin embargo, el protagonista de Gattaca nació de forma natural.


El jardín de las brumas es mi lectura actual y ha sido todo un descubrimiento. La historia no tiene nada que ver con la película El jardín de las palabras, pero se me parecen en los paisajes verdes, en la lluvia, en la tranquilidad que desprenden, la trama sin apenas acción y la relación indefinida entre los protagonistas.


Dos thrillers con bastantes puntos de la trama en común: tanto en El sótano como en Múltiple nuestra protagonista es una adolescente que un mal día es secuestrada y metida junto con otras chicas en una habitación. En ambos casos el secuestrador es un hombre que, en el caso de la película tiene muchas personalidades diferentes, y en el caso del libro está enfermo y tiene traumas del pasado.


La trama de Mi lista de deseos transcurre por un camino bastante distinto de la de Come, reza, ama pero ambas historias tienen el mismo objetivo: el descubrimiento personal de la protagonista, encontrar la verdadera felicidad y vivir la vida que de verdad desea vivir.

¿Qué os parecido el tag? 

¿Habéis leído alguno de estos libros o visto alguna de las películas?

sábado, 1 de septiembre de 2018

Reseña: Emma, Jane Austen

Resultado de imagen de emma jane austenTítulo: Emma
Autora: Jane Austen
Editorial: Alianza
Número de páginas: 512
ISBN: 9788439720140
Precio: 10 €
Puntuación: 5

Emma cuenta la historia de una inteligente y laboriosa joven empeñada en hacer de Celestina de todas sus amistades. Cuando su institutriz, amiga y confidente decide contraer matrimonio, Emma Woodhouse se queda sola con sus propios sentimientos y se enfrenta al vacío de su vida y a la penosa tarea de intentar que los demás lleven una vida tan perfecta como la suya. Todos sus trabajos de manipulación sentimental crean a su alrededor una telaraña de enredos, malentendidos y confusiones que ponen a prueba su propia confianza en sí misma.
Seguro que después de escribir esta reseña me van a llover piedras porque, ¿cómo decir que no me ha gustado casi nada un libro de la Santa Jane Austen? Pero si he de ser sincera, tengo que admitir que Emma ha sido una lectura que no he disfrutado durante la mayor parte del tiempo

Emma es una joven privilegiada que vive con su padre y que no tiene ninguna preocupación más allá que la de ejercer de Celestina entre su círculo de amistades. Sin embargo, esta afición suya causará más de un malentendido y a menudo entorpecerá incluso que sus amigos consigan lo que de verdad quieren. 
Ya había oído que Emma es un personaje muy distinto a lo que nos tiene acostumbrados Austen, y efectivamente lo es. Emma tiene muchos defectos, y peca a menudo de ser una niña mimada, demasiado egocéntrica y orgullosa. Por esto, es difícil no poner los ojos en blanco ante algunos de sus comportamientos, pero es un personaje que evoluciona muchísimo y que tiene una esencia bondadosa

A ver, ¿por qué no me ha gustado Emma? Pues esa es una pregunta difícil y ni yo misma estoy segura de saber la respuesta, pero lo intentaré. 

Antes de nada, decir que Emma no me ha parecido un mal libro, ni muchísimo menos. Es una de las mejores obras de Austen, está exquisitamente escrita y la historia no tiene ninguna pega pero, por alguna razón, no ha sido para mí. Tal vez es que no la he leído en el momento adecuado, pero ha sido una historia que se me ha hecho muy cuesta arriba. Y no quiero decir que sea más lento que otros libros de la autora, porque no lo es. No suelo tener ningún problema con las tramas lentas, pero con Emma era como si la historia no consiguiera captar mi interés. Entre que la historia avanzaba lenta y que gran parte de la trama se me hizo muy predecible, me costaba pasar las páginas, casi tenía que obligarme a seguir leyendo. 

Además, hubo un par de personajes secundarios que no ayudaron, precisamente: Mr. Woodhouse  -el padre de Emma- y Mrs. Bates. Mrs. Bates es una señora que básicamente no se calla ni debajo del agua. Cada vez que abre la boca es para soltar un monólogo sobre cosas sin importancia y que a nadie le importan. Sus desvaríos duran entre una y dos páginas. En serio, qué suplicio de mujer, llegó un punto en el que yo tenía que saltare sus partes si no quería dormirme. 

Y luego está Mr.Woodhouse, el padre de Emma. Qué agonía de hombre. Es un hombre que ve peligro en cualquier cosa, que no puede alterar su rutina lo más mínimo, que piensa que cualquier cambio es motivo de infelicidad y lo que más nerviosa me ponía: pensaba que lo que era así para él, era así para todas las personas que le rodeaban. Básicamente, cada decisión que toma Emma en su vida está condicionada por la naturaleza de su padre, y eso me sacaba de mis casillas. Además, nadie intenta nunca razonar con este señor ni hacerle cambiar su manera de ver las cosas. 

Entre estos dos personajes y Emma, que no la odié en absoluto pero que era tan inteligente para algunas cosas y tan estúpida para otras, el libro me sacaba a menudo de mis casillas. Menos mal que estaba Mr. Knightley para poner un poco de raciocinio en la situación, porque vamos. 

He de decir que disfruté algo más de la parte del final. La trama que se ha ido fraguando por fin llega a su punto álgido, Emma se da cuenta de todos los errores que ha cometido y se propone enmendarlos, se hace más patente la relación de amor... Igualmente, la traca final realmente no compensa lo tedioso que se me hizo durante la mayor parte del tiempo. 

Es una pena,  pero Emma ha sido uno de los libros que menos me ha gustado de Jane Austen. Me doy cuenta de que sus historias ya no me llegan tanto como los primeros títulos suyos que leí, y eso me hace plantearme si será que esta autora, en el fondo, no es para mí. 

domingo, 26 de agosto de 2018

Frases: Clásicos #3


En una época de engaño universal, 
decir la verdad es un acto revolucionario.


Todos los animales son iguales, pero algunos son más iguales que otros.





Cuando se ama a una persona se la ama tal como es
aunque no sea como uno quisiera que fuese.

Pero aunque se repitiese que lo abandonaría, le faltaba resolución para ello,
 porque no podía perder la costumbre de amarlo.

Si hay tantas opiniones como cabezas, 
debe haber también tantas clases de amor como corazones.

Toda la diversidad, la her­mosura, el encanto de la vida, 
se componen de luces y som­bras.

No advierte su mal el insensato hasta después que lo ha sufrido.

Aunque sus manos fuesen de fuego y su valor como el hierro encendido, 
no dejaría de pelear contra él.


Los hombres somos cual las hojas. 
El viento las esparce por la tierra y la floresta hace germinar otras, 
y las primaveras se suceden. 
Así nace y se extingue toda generación de hombres.


Todas esas horas solitarias, ¿Qué son ahora para ti? 
Una maldición que te aplasta, 
un peso que te asfixia, 
un mar que te ahoga, 
una tortura que te quema.

Por que cada hombre tiene su propio tiempo. 
Y solo mientras siga siendo suyo se mantiene vivo.

Imagen relacionada
Hay calendarios y relojes para medirlo, pero eso significa poco, 
porque todos sabemos que, a veces, una hora puede parecernos una eternidad, 
y otra, en cambio, pasa en un instante; 
depende de lo que hagamos durante esa hora.

lunes, 20 de agosto de 2018

Película: The disaster artist

Resultado de imagen de the disaster artistTítulo: The disaster artist
Director: James Franco
Guionistas: Scott Neustadter
Género: Biografía
Duración: 104 minutos
Puntuación: 8

Narra la historia real de la producción de la película 'The Room', que ha sido considerada como “una de las peores películas de la historia". 'The Disaster Artist' es una comedia sobre dos inadaptados en busca de un sueño. Cuando el mundo los rechaza, deciden hacer su propia película, un film maravillosamente espantoso gracias a sus momentos involuntariamente cómicos, sus tramas dispersas y sus terribles interpretaciones.
¿Habéis oído hablar de la película The room, de Tommy Wiseau? Esa película se ha convertido en todo un clásico y está clasificada como una de las peores películas de la historia, título que la ha hecho famosísima. 
The disaster artist, la película de la que vengo a hablaros hoy, es una biografía sobre Tommy Wiseau y su amigo Greg Sesterto, y cómo se llevó a cabo la producción de The room

A lo mejor esta película, que es una biografía y que habla sobre el propio cine, puede no llamaros la atención en un principio. Personalmente, yo no conocía la película The room antes de ver The disaster artist, ni sabía quien era Tommy Wiseau. Así que, si estáis en la misma situación que yo y esto os echa para atrás, os digo que le deis una oportunidad porque es una película que se disfruta igualmente.

A Tommy y a Greg les une un mismo sueño: ambos quieren ser actores. Decididos a perseguir su sueño, y por idea de Tommy, se mudan juntos a Los Ángeles para tener una oportunidad en la industria del cine. ¿El problema? Los dos son bastante malos actuando, y no consiguen ningún papel en condiciones. Harto de la sociedad que no le entiende y que no comprende su potencial, a Tommy se le ocurre otra idea loca: hacer su propia película. Juntos, Tommy y Greg se embarcan en la producción de The room, sin saber que se convertiría en todo un fenómeno por lo terriblemente mala que es. 

Resultado de imagen de the disaster artist

The disaster artist es una biografía, y también una comedia. El personaje de Tommy, con una personalidad única, totalmente estrambótico, con comportamientos casi maníacos y una forma de entender el mundo totalmente incomprensible para los demás, nos regala en esta película momentos divertidísimos. Es una película con la que sin duda te reirás, y además te dejará con la boca abierta en más de una ocasión ante lo absurdo y lo surrealista de la situación, más aún teniendo en cuenta que es algo que pasó de verdad. 

Sin embargo, esta película para mí no fue solo una comedia sin más. Tiene mucho trasfondo y es un verdadero homenaje a Tommy Wiseau, que está maravillosamente interpretado. La incapacidad de Tommy para adaptarse al mundo que le rodea, esa pasión por conseguir un sueño imposible y esa tenacidad para ser fiel a sí mismo son cosas que hacen que al final sientas cierta empatía por su persona, a pesar de su rarísima e incomprensible personalidad. De hecho, la película consiguió tocarme la patata en más de una ocasión, y sentí pena y frustración igual que sentían los personajes, e incluso cariño por Tommy Wiseau.

Para finalizar, durante los créditos hay escenas de la película original The room y esas mismas escenas grabadas en The disaster artist. El mérito de esta película no se puede negar, pues las escenas son clavadísimas: los escenarios, las actuaciones... todo. De verdad que después de ver esta película, os entrarán muchísimas ganas de ir corriendo a ver The room.  

En resumen:  The disaster artist es una maravillosa película que aúna biografía, comedia y drama, y que merece la pena ver incluso si no conoces a Tommy Wiseau ni has visto The room. 
Imagen relacionada

miércoles, 15 de agosto de 2018

¡Me voy de vacaciones!


¡Hola lectores!

Bueno, hago esta entrada para avisar de que el día 16 me voy de viaje, y no volveré hasta el día 30 de agosto. Sí, es otra de esas entradas para avisar de que de nuevo me voy de vacaciones... -me da la sensación de que este año he hecho demasiadas de estas-.
Como siempre, no tendré mucho tiempo para pasarme por vuestros blogs y dejar comentarios. Además, esta vez tampoco tengo preparadas demasiadas entradas para dejar programadas, así que probablemente el blog se quede bastante inactivo durante un par de semanitas.

Me voy de viaje con unos amigos a los Balcanes, concretamente a Macedonia, Montenegro, Kosovo, Albania y Bulgaria, ¡así que vamos a estar ocupados!

Espero tener algo de tiempo para al menos ir adelantando mis lecturas y tener muchas reseñas para hacer cuando vuelva, y así retomar el blog con muchas ganas.

viernes, 10 de agosto de 2018

Reseña: Neimhaim, los hijos de la Nieve y la Tormenta

Resultado de imagen de neimhaimTítulo: Neimhaim, los hijos de la Nieve y la Tormenta
Autora: Aranzazu Serrano Lorenzo
Editorial: Fantascy
Número de páginas: 864
ISBN: 9788415831624
Precio: 22 €
Puntuación: 8

Lo que ahora os contaré es tan cierto como que el fuego quema y el hielo, también.

Sabed, amigos míos, que dos pueblos, dos grandes clanes, habitaban una tierra apartada del resto del mundo. Se creían tan diferentes como la noche lo es del día, y en verdad, os lo aseguro, lo eran.
Amante del coraje y de las armas era el clan Kranyal; guerreros de bravo corazón y maestría en el arte de la lucha. Protectores de la vida y la serenidad eran los Djendel, pacíficos sacerdotes bendecidos con habilidades que iban más allá de lo natural, cuyo uso restringían con estrictos códigos. Sus historias discurrían por separado, pero un día la frágil armonía quedó alterada y el entramado del destino cambió para siempre. Ambos pueblos salvaron sus recelos y unieron sus caminos por la fuerza de la necesidad. Juntos fundaron un joven reino llamado Neimhaim. Largo y quebradizo sería el camino de su unión; para allanarlo, sus líderes pactaron ceder el mando a sus hijos primogénitos, quienes regirían Neimhaim como esposa y esposo. No podían imaginar que, lejos de allí, un dios desterrado urdía pacientemente un plan para hacer de esos niños un instrumento de venganza contra sus iguales.

Así comienza la historia de los Hijos de la Nieve y la Tormenta.
Yo tenía pensado leer este libro en invierno, una estación mucho más apropiada, pero le tenía tantas ganas a esta novela que al final no pude resistirme y tuve que leerlo en verano. 

Como dice la sinopsis, esta es la historia de Neimhaim, un reino en el que habitan dos clanes muy diferentes: los kranyal y los djendel, unos amantes de la lucha y de las armas, y otros amantes de la vida y poseedores de la magia. Esta es la historia de la Alianza entre ambos clanes, que empieza con el nacimiento de los futuros reyes de Neimhaim: Ailsa, una kranyal, y Shagan, un djendel
Sin embargo, el futuro de Neimhaim es incierto porque Nordkinn, un dios desterrado, ha fijado en él su mirada y se dispone a jugar con los hilos del destino. 

Neimhaim es un libro que habla de leyendas, y como tal, tiene un tono muy épico. Super épico. Esta es una historia de grandes reyes, de dioses y de profecías, y ese tono trascendental está presente a lo largo de toda la novela. Cada palabra de este libro parece que va a pasar a la posteridad. 

La autora nos sitúa en una tierra fantástica inspirada en la mitología nórdica, al más puro estilo vikingo, lo cuál para mí es toda una novedad en este género, y he de reconocer que es una de las cosas que más me han gustado de la novela. Tenemos presentes algunos dioses nórdicos que muchos reconoceremos, y otros elementos de esta mitología que han sido tomados y modificados, dándoles un nuevo significado. En Neimhaim los dioses también son personajes que interfieren en el destino de los mortales. Además, está muy presente la naturaleza salvaje y fría, con numerosas descripciones que ayudan a recrear este ambiente mágico. 

Los protagonistas, Shagan y Ailsa, están destinados a convertirse en los reyes de Neimhaim y unificar los dos clanes que durante años han vivido separados: los kranyal y los djendel. Con tan sólo 18 años, una enorme responsabilidad pesa sobre sus hombros. 
Shagan y Ailsa no me han parecido malos personajes, si bien es verdad que me ha faltado algo para que me terminaran de calar. Entiendo que este es un libro autoconclusivo -en principio- en el que pasan muchas cosas, y no hay tiempo para andarse por las ramas. Aún así, noto que me faltó profundizar más en las personalidades y en los conflictos internos de ambos personajes, que la autora se quedaba un poco en lo superficial, así como el especial vínculo que hay entre ellos... me quedé con ganas de más. 

También tenemos un gran elenco de personajes secundarios, de todo tipo y color: Gursti, señor de los kranyal y padre de Ailsa; Sigfred, primo de Ailsa; Eyra, la madre de Shagan... no tengo ninguna pega en cuanto a los personajes secundarios. Mención especial para Nordkinn, el villano por excelencia, que me parece un personaje redondo que regala alguna sorpresa al final. 

En cuanto al ritmo del libro, la verdad es que es un poco intermitente. El principio, a pesar de ser lento, me estaba gustando mucho, pero luego llegaron ciertas partes que se me hicieron un poco cuesta arriba, como si la historia no avanzara. Hubo partes que las devoré y me pareció que tenían un ritmo trepidante, y otras parecía que renqueaban. 

He visto en otras reseñas que hay escenas de sexo un tanto gratuitas. Es cierto que no esperaba encontrar escenas de sexo tan explícitas en este libro, pero realmente no me molestaron para nada. De hecho, me pareció muy interesante el trío Shagan-Sigfred-Ailsa, una pena que no se le dedicara tanto tiempo como a mí me hubiera gustado. Lo que sí que me molestó de Neimhaim es que, aunque estén rodeados de 1000 enemigos, heridos de muerte y a punto de irse al otro barrio, tranquilo que los personajes no van a morir, al menos los protagonistas. En este libro parece que todo el mundo es capaz de hacer un esfuerzo sobrehumano para seguir adelante a pesar de las heridas, o siempre aparece alguien en el último momento que los salva. De verdad, ni los personajes de Naruto. Llegado un punto, se perdía parte de la tensión porque por mucho que la autora se esforzara por repetirte que los personajes no iban a ver la luz de un nuevo día, tú ya sabías que iban a sobrevivir. 

En resumen:   A pesar de tener sus fallos y distar mucho de ser un libro perfecto, Neimhaim no es un mal comienzo para este mundo nórdico de nieve y de tormenta, que cuenta con elementos muy originales y tiene mucho potencial. Tengo claro que la segunda parte lo superará con creces: El azor y los cuervos
Resultado de imagen de neimhaim

martes, 7 de agosto de 2018

TTLG #26: Recomendaciones para leer en inglés



¡Hola lectores!

Hacía ya algún tiempo que no os traía una entrada de esta sección, y ya tenía ganas. Hace mucho escribí una entrada donde os hablaba de mi experiencia leyendo en inglés, os daba algunos tips que a mí me habían funcionado y contaba mi experiencia con algunos títulos. Desde entonces he seguido leyendo en inglés de vez en cuando, y me apetecía hacer una entrada hablando de otros títulos que también os pueden interesar.

Resultado de imagen de la casa torcida    Resultado de imagen de navidades tragicas    Resultado de imagen de the life list    Resultado de imagen de hopeless libro

En primer lugar, tanto La casa torcida como Navidades trágicas son de los últimos libros que he leído de Agatha Christie, y son una maravillosa opción para leer en inglés. El nivel es bastante fácil, la escritura es sencilla y directa, las historias se leen rápidamente y suelen ser libros cortos, por lo que se hacen muy amenos. Sin duda, esta autora es perfecta para empezar a leer en inglés.

The life list, de Lori Nelson, lo leí el año pasado atraída por esa preciosa portada, y me encontré exactamente lo que esperaba. Es una historia ágil y fresca, rápida de leer, con toques de humor y de drama muy bien mezclados. Se lee en un suspiro y también me parece perfecto para empezar a leer en inglés.

Hopeless, de Colleen Hoover. Aunque no fui muy fan de esta autora, si os gustan sus historias puede ser un buen lugar por el que comenzar, porque son nada complicadas y enganchan muchísimo, así que se leen en un suspiro.

Resultado de imagen de bad feminist  Resultado de imagen de sombra y hueso  Resultado de imagen de the good people hannah kent Resultado de imagen de the bourbon thief

Bad feminist, de Roxane Gay, es un ensayo que habla sobre feminismo y sobre racismo que leí este año y que me encantó, tanto por las ideas de la autora como por el nivel de inglés, que es muy asequible.

Sombra y hueso, de Leigh Bardugo. Este libro es fantasía juvenil y por ser el género que es, creo que puede resultar algo más complicado de leer. Escenas de acción, palabras inventadas y volcabulario algo más complejo son algunas de las pegas que se le pone a este libro. De todas formas, si vuestro nivel es aceptable o ya habéis leído algún libro en inglés, no es tan difícil.

The good people, Hannah Kent. Lo considero más complicado que otros por las descripciones maravillosas pero abundantes, la época en la que se ambienta y el tono más pausado de la historia. Aún así, si os veis con fuerzas, lo recomiendo muchísimo.

The bourbon thief, de Tiffany Reisz. Este libro creo que no está traducido al español, y es una pena porque la historia merece mucho. Puede ser algo más complejo que  las 4 primeras recomendaciones, pero igualmente no considero que sea un reto demasiado grande si tenéis un nivel aceptable de inglés.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...